Staywell Custom Communications Health Portal
Imprima esta página Envíe a un amigo

Tratamiento de la hidrocefalia en el recién nacido

El líquido cefalorraquídeo (LCR) es un fluido que circula a través del cerebro. Este líquido es producido por ventrículos (cámaras) dentro del cerebro. Normalmente, el líquido fluye a través de los ventrículos hacia la espina dorsal. El fluido es luego reabsorbido por el cuerpo. Si el LCR regresa al cerebro, se produce un problema llamado hidrocefalia. La acumulación de fluido hace que los ventrículos se inflamen y presionen otras partes del cerebro. La cabeza puede hincharse a medida que el fluido y la presión aumentan. La presión puede causar lesiones al tejido del cerebro. En algunos casos, se puede aplicar un tratamiento para drenar el fluido y proteger el cerebro. En esta hoja se describen los tratamientos comunes. El bebé permanecerá en la NICU (unidad de cuidados intensivos neonatales) durante el tratamiento.

Normalmente, el fluido circula a través del cerebro y drena a través del ventrículo.
La hidrocefalia consiste en que el fluido se devuelve al ventrículo.

Causas de la hidrocefalia

Las causas más comunes de la hidrocefalia tratable son las siguientes:

  • Obstrucción en la cabeza que impide el drenaje del LCR.

  • El cuerpo tiene problemas para reabsorber el LCR.

  • El cuerpo produce demasiado LCR.

Tratamiento de la hidrocefalia con medicamentos

Se pueden prescribir medicamentos para disminuir el flujo del LCR. Si surten efecto, quizás no se requiera ningún otro tratamiento. Si es necesario aplicar otros tratamientos, se pueden aplicar algunos de los procedimientos que se indican a continuación. 

Procedimientos para extraer el líquido

  • Se puede realizar una punción lumbar si la abertura entre el ventrículo y la médula espinal está parcialmente obstruida. Esta obstrucción generalmente es causada por una hemorragia intraventricular. Otra posibilidad es realizar la punción lumbar si el cuerpo del bebé está produciendo demasiado LCR. Para ello, se inserta una aguja pequeña en la espalda, dentro del espacio alrededor de la espina dorsal que está lleno de líquido. Parte del LCR se extrae con esta aguja. Este procedimiento puede reducir parte de la presión del ventrículo, permitiendo que el resto del fluido drene.

  • Se puede realizar un drenaje ventricular si la abertura entre el ventrículo y la espina dorsal está completamente obstruida. Se coloca una especie de tapón de goma en el cráneo. Esto permite tener acceso al ventrículo. De este modo, se puede extraer el fluido del ventrículo mediante una aguja. Este procedimiento se puede realizar como una solución temporal mientras se espera a que la obstrucción desaparezca. 

  • Se puede colocar dentro del cerebro un tubo llamado válvula ventriculoperitoneal (VP). La válvula se conecta a un catéter (tubo delgado y flexible) que pasa a través del cuerpo hasta llegar al abdomen. La válvula extrae el líquido del cerebro. El fluido luego viaja a través del catéter y drena dentro del abdomen, donde el cuerpo lo reabsorbe. La válvula y el catéter están colocados por debajo de la piel. No se pueden ver desde afuera. Son permanentes, pero deben reemplazarse a medida que el bebé crece.

¿Cúales son los efectos a largo plazo?

La hidrocefalia puede afectar el desarrollo del cerebro. El daño puede ser de leve a grave, dependiendo de qué tan avanzada sea la hidrocefalia. Pregúntele al médico sobre la evolución de su bebé.

Revisor médico: Dozier, Tennille, RN, BSN, RDMS
Revisor médico: newMentor board-certified, academically affiliated clinician
Última revisión: 3/2/2013
© 2000-2014 The StayWell Company, LLC. 780 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.